Martes, 17 Julio 2012

Soul Tattoo Madrid by Leo: El tatuador de los famosos

por Juan Rodríguez
Leo Millares se ha hecho un nombre en la capital de España gracias a sus tatuajes. Por las agujas de este argentino afincado en Madrid han pasado famosos como Guti, Amaia Montero, Fernando Torres...
“Soul Tattoo Madrid by Leo” puede que sea un nombre un poquito complicado. Si lo dejamos en “el tatuador de los famosos” lo vamos a entender mucho más rápido. Este tipo, Leo, un argentino afincado en Madrid que empezó haciendo body-painting sobre modelos, se ha hecho casi tan conocido como la gente a la que le graba la piel con sus dibujos y diseños, que suelen ser futbolistas, músicos, artistas, gente de la farándula en general.


Fernando Torres (jugador del Chelsea, goleador de La Roja exclusivamente en las finales de Eurocopas) quizá sea “su obra” más famosa. Y es que el delantero madrileño le pidió en su día a Leo que le grabara en el brazo su propio nombre en élfico, a lo “Señor de los Anillos”, junto a los nombres de su mujer y su hija. Aquello ahora parece el mapa de Manhattan según lo despliegas en la guía de El País Aguilar, de la tinta que hay en esos brazos, pero así es como lo quería Torres.


Aparte de Torres, han pasado por el estudio de Leo: Dani Martín (el cantante de El Canto del Loco), Sergio Ramos (tirador de penaltis a lo Panenka), los cantantes de Pignoise y Hombres G, Guti (ex–jugador de fútbol profesional, actual bon vivant), el Kun Agüero (delantero del Manchester City), Amaia Montero (sí, la ex de La Oreja de Van Gogh), el jugador de baloncesto Louis Bullock y muchos más futbolistas, que deben pasarse su teléfono como yo cambiaba cromos en el patio del colegio.


Pero Leo, aparte de llevarse la fama, ha cardado la lana. Sus tatuajes están bastante currados, su estudio tiene unas excelentes condiciones higiénicas y el material y las técnicas utilizadas para tatuar son el ejemplo de la profesionalidad. Que en esto de los tatuajes, como en todo, hay mucha cosa mal hecha y en malas condiciones.

Personalmente, lo más cerca que he estado en mi vida de un tatuaje es el calco Super-Napy que me ponía en la mano a la entrada del Parque de Atracciones, pero siempre hay una primera vez para todo, ¿no?

En DolceCity Madrid:
Soul Tattoo Madrid by Leo