lunes, 16 noviembre 2015

Compras muy ecológicas en Kiki Market en Madrid

por Jano Remesal

Los productos de kilómetro 0 son aquellos comprados directamente al productos, eliminando intermediarios que puedan afectar al producto y sobre todo al precio.

Siempre me ha mosqueado eso de que un agricultor se tire todo un año para conseguir nosequé fruta o verdura y luego otros mil y pico intermediarios (exagerando) se lo lleven crudo sólo por mover su producto de un sitio a otro. A nosotros nos cobran una pasta y el agricultor en origen ve dos duros. No y no.


Ese enfado también lo tienen los de este mercadillo vintage con aires de pueblo. La idea es básicamente comprarles ellos directamente el producto a todos los productores que puedan, desde frutas hasta panes pasando por conservas y demás, para poder ofrecerlo al cliente a un precio aceptable para la gran calidad que tiene el producto. Eso significa que no es barato, de hecho mucho más caro que en un supermercado cualquiera, porque la calidad del producto es grande y su producción pequeña, pero no son tan abusivos como pudiera parecer. En definitiva, son precios asumibles.


Se puede encontrar de todo mientras sea de temporada, eso quiere decir que siempre tienen pan rico y rústico, pero no siempre tienen todas las frutas y verduras, aquí no hay ni rastro de invernaderos raros y productos extraños para tener sandía en diciembre e higos todo el año. Otra buena noticia es que también tienen una sección de comida para llevar, por si no apetece cocinar, y también todo muy sano y del momento en este tema. Está todo un poco lleno, quizá demasiado, y los animales son bienvenidos (perros, al menos).


Mención aparte merece lo cuidado que está el entorno, como de granja de toda la vida, con mucha madera y objetos que parecen sacados del rastro. Se agradece que cuiden los detalles. Igual que cuidan los detalles con el cliente, puedes preguntarles lo que quieras, incluso cómo hacerte con ese tipo de productos sin tener que ir a este lugar, y ellos te asesorarán, tienen un punto de nutricionistas realmente.

En DolceCity Madrid: Kiki Market

viernes, 16 octubre 2015

Ese regalo que nunca podrías haber imaginado está en Karibú en Madrid

por Jano Remesal

Ya está bien de regalar corbatas, perfumes y demás tópicos manidos. Dale la importancia que se merece al que regalas con algo realmente original. O regálate a ti mismo, claro.

Desde hace tiempo pienso que hay que regalar bien, o no regalar. He hecho y me han hecho muchos regalos de esos que se nota que son para cubrir el expediente, que en realidad no les importas como para regalarte nada, pero que había que regalar algo, como obligado. Pues no. Dedícate un poco de tiempo al regalo, mira cosas diferentes y sobre todo sorprende, eso sí es un regalo. De eso va esta tienda de regalos.


Lo primero que se agradece es que sigan las tendencias. Hoy lo más de lo más parece ser regalos con mensajito, y si son en plan coach motivador mucho mejor. Pues en Karibú hay mil y un objetos con mensaje positivo para alegrar el día a quien regales, o para levantártelo a ti mismo incluso. Desde camisetas hasta objetos de decoración llenos de frases graciosas, emotivas, evocadoras o al menos diferente. Como todo lo que hay en esta tienda.


Hay que decir que de precio no está nada mal, algo de agradecer en un mundillo, el del diseño, que suele subirse por las ramas y cobrarte un ojo de la cara por cualquier cosa que hecha de serie hubiera costado tropecientas veces menos. No es el caso, aquí los precios son razonables. De hecho saben que muchas veces sólo queremos dar un detalle, tener un gesto con alguien, y también por poco dinero se puede tener ese gesto pero en plan original, divertido.


Mención aparte merece el apartado de utensilios del hogar,
sobre todo de cocina, que tienen. Desde máquinas para hacer palomitas hasta cosas que sinceramente aún no sé para qué valen, pero que las ves y piensas que molan sí o sí. Y también tienen muchos juegos de mesa, u objetos con los que jugar, así que se puede regalar entrando en Karibú a gente de todas las edades, no hay un público objetivo claro. Bueno sí, un público que sea original y quiera reírse un rato al quitar el papel de regalo.

En DolceCity Madrid: Karibú

martes, 21 abril 2015

Regresa el Mercado de Motores a Madrid

por Pilar Baena

¡Enhorabuena! El Mercado de Motores ha vuelto y yo me he enamorado de él. El mejor sitio para encontrar cosas de segunda mano, objetos con diseños exclusivos y pasar un fin de semana de relax.

Los madrileños de nacimiento y de acogida están de enhorabuena porque por fin tras muchas peticiones, el Mercado de Motores ha obtenido el visto bueno para su reapertura. Yo no había ido nunca y cuando me enteré de que existía ya lo estaban chapando así que la noticia de que por fin regresaba me encantó.


Este mercado de diseño y de productos de segunda mano se celebra todos los primeros fines de semana de cada mes. Está situado en el Museo de ferrocarril y es un sitio que enamora, entre viejos trenes y vías, se ponen muchos puestecillos de productos con diseños originales y de artículos de segunda mano como libros, ropa, juguetes...Yo hasta mantuve una charla muy animada con una niña mientras mirábamos muñecos de Heidi. Aunque yo sabía más de la serie que ella.

Lo malo es que a veces estos sitios no tienen para pagar con tarjeta por lo que ese día es imprescindible sacar dinero porque os aseguro que se os antoja algo. Yo me compré un cuaderno precioso con motivos del periódico The Times. Me da pena hasta escribir en él. Además también hay sitios en los que tomar algo, para pagar la comida te cambian el dinero por fichas y así pagas. Como en los parques de atracciones.


Pero además algunos de los puestos que acuden al mercado se especializan en productos gastronómicos artesanos. Probamos unos brownies, mostazar artesana y un poco de vermut que estaba buenísimo. Una lástima que no tuviese dinero en ese momento porque me quería llevar una botella para la casa.

A mí el sitio me ha enamorado y sin duda el mes que viene volveré, pero tendré que ahora para entonces porque seguro que me quiero llevar más d euna cosa.

En DolceCity Madrid: Museo del Ferrocarril

miércoles, 8 abril 2015

Cafés, cervezas y libros en Madrid

por Pilar Baena

Hoy os recomendamos algunas librerías en las que puedes tomar algo desde un café, brunch o hasta una cata de vino. Un ambiente de lo más moderno y cultureta pero que a todos nos encanta.

A mí Madrid me gusta por sus librerías y las hay muy originales, esta vez os quiero recomendar algunas librerías en las que además de comprar o leer algún libro especial, puedes tomarte un café o un tentempié.


  • Tipos Infames. Es un sitio de lo más cool con libros de editoriales independientes, presentaciones (yo estuve en la firma de Moderna de Pueblo que me encanta) pero es que además tienen vinos y cervezas artesanas. Un sitio muy cooltureta como diría la propia Moderna.
  • El Bistro de La Central. La Central es una de las librerías más completas de Madrid y mi pesadilla particular porque cada vez que voy me lo quiero llevar todo. Para colmo de males tienen cafetería donde puedes hacer un brunch o tomarte un trozo de tarta y yo que ahí fui y me salté la dieta.
  • Librería Ocho y Medio. Esta librería está especializada en el mundo del cine. Tienen libros de esta temática y además puedes encontrar guiones cinematográficos. Y sí, también cuenta con su propia cafetería donde poder tomar algo mientras ojea el último libro que has comprado porque es imposible ir sin comprar algo.
  • Café Molar. Pequeña librería cafetería en la que encontrar ejemplares de las últimanos novedades pero si algo define a sus libros es que molan lo mismo que su nombre. Cómics, libros de arte, fotografía...
A mí este tipo de sitios me encantan aunque sean eso, un poco culturetas o coolturetas. Pero Madrid es muy moderno o muy hipster (la palabra que elijáis os define) y yo bueno, hice el test el hace unos días y resulta que soy una moderna de pueblo. No entiendo lo de gastarse un dineral en ciertas cosas miro con cara rara a según qué gente pero me encanta ir por Malasaña y visitar este tipo de sitios.

En DolceCity Madrid: Tipos Infames, Librería Ocho y Medio, Café Molar, La Central

martes, 7 abril 2015

Guía de Madrid para padres de visita

por Pilar Baena

Os propongo unos planes de todo tipo para cuando los padres llegan de visita a Madrid y tenéis que quedar con ellos. Los hay de todos los gustos y seguro que están entretenidos.

Que vienen los padres de visita a Madrid y lo de ir todo el día por Malasaña con tanta modernez puede que los asuste. Hay que planear algo distinto para tenerlos contentos y que pasen el menos tiempo posible en la casa que ya sabemos que eso traerá problemas. Que si "Hay que ver como tienes el cuarto, no limpias el polvo bien, no tiendas la ropa ahí que se estropea ponla en ese otro lado" (Da igual que ese otro lado sea el tendedero de la vecina).

No soy una experta en padres, ni siquiera lo soy de los míos pero os dejaré algunas de las recomendaciones que me han salvado cuando han llegado los papis por vacaciones.

  • ¿Dónde comemos? Le pain le quotidien para padres culturetas y a los que le guste la vida sana. Tienen cosas modernillas como las quiche que harán que vuelvan a casa hablando de esa cosa nueva que han comido pero también tienen sopas aunque tendreís que explicarles qué significa vegano. Si son padres de "a mí de cosas rara nada" está la opción pizza pero en vez de llevarle a la pizzería típica la mejor opción es ir a La Nicoletta, son pizzas finas y para mi madre eso es un plus. Para los amantes de la comida tradicional El Bocaíto, un lugar conocido por ser uno de los restaurantes favoritos de Pedro Almodóvar. Puntillitas, revuelto de bacalao, parrillada de verdura y sus famosos bocaítos. Comida tradcional y buen servicio. Y de picoteo a Santa Ana sobre todo para padres que adoren viajar a Cuba.
  • Para padres golosos. Dos apuestas seguras Afris Cookies y Mamá Framboise. Nada de tiendas de gominolas y caramelos que les aterra pero galletas y pasteles es un sí y de los grandes.
  • De tiendas. Un rápido repaso por las tiendas de regalos cuquis de Malasaña para conseguir regalos para demás parientes como Cubo Gallery Shop o Curiosite. Pero a los padres eso de dar vueltas no les hace mucha gracia así que ir de tiendas por el centro no es buena opción y menos si tenemos en cuenta que seguramente venga durantes fechas vacacionales lo que quiere decir ¡Socorro turistas! Por Sol y Gran vía no se podrá ni poner un pie así que mejor que ir a un Centro Comercial como el de Príncipe Pío. Pero el domingo parada imprenscindible en El Rastro, aquí no podéis fallar.
  • Actividades culturales. Ya que estamos en Príncipe Pío ¿qué tal ir al cine? Siempre hay alguna película que se estrena en Madrid y no en el resto de provincias y esto hará las delicias de los padres cinéfilos. Pero también los hay teatreros como mi padre así que una buena obra por ejemplo en el Teatro Español. Acudí hace unos días y en una sala pequeñita disfruté enormemente de Ojos de Agua con Charo López, la cercanía al escenario jugaba muy bien con el tema de la obra. Para los adictos a los museos Madrid está repleto, quizás el Prado ya está muy visto pero ¿qué tal el Reina Sofía? Ver El Guernica puede ser un detalle para padres fans de la serie El Ministerio del Tiempo.
Estos planes no os librarán de riñas, discusiones o comentarios inoportunos, pero entretenidos estaréis y estarán un rato.

En DolceCity Madrid: El Bocaíto Teatro Español Museo Reina Sofía



Ver Galería: 3 imágenes »
« página anterior | siguiente página »